Inicio > Mis eListas > humboldt > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 7011 al 7030 
AsuntoAutor
312/06 - PROGRAMA Centro H
314/06 - Nepal: el Centro H
313/06 - Cartograf Centro H
316/06 - Nepal - E Centro H
317/06 - LA APERTU Centro H
315/06 - Tres sema Centro H
317/06 - LA APERTU Centro H
CONFERENCIA DEL DO Lorena G
Charla sobre Plan PLANIFIC
320/06 - Durante l Centro H
318/06 - Argentina Centro H
319/06 - PRIMEIRO Centro H
RE: NoticiasdelCeH Grassi,
(sin asunto) palacio
321/06 - La escase Centro H
322/06 - Nuevo eje Centro H
323/06 - LAS PULPE Centro H
324/06 - LAS BALEA Centro H
325/06 - LAS CHAMP Centro H
326/06 - EL PRESID Centro H
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Noticias del Cehu
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 7254     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:NoticiasdelCeHu 324/06 - LAS BALEADAS
Fecha:Domingo, 30 de Abril, 2006  00:48:46 (-0300)
Autor:Centro Humboldt <humboldt @...........ar>

NCeHu 324/06
 

Cocina/Plato típico

¿Baleadas de la siete?, las más famosas de Honduras

El trato hacia el cliente y la manera de hacer las tortillas de harina hacen que la gente las prefiera, aseguran las vendedoras

 

SAN PEDRO SULA. Con frijoles y chorizo o con pollo, acompañadas de café o refresco, las baleadas de la siete calle siguen  siendo las preferidas de los sampedranos y algunos visitantes.

Las hay de variados tamaños y precios. Así hay baleadas de seis lempiras, que incluye frijoles, queso y mantequilla; de ocho, que son acompañadas con chorizo y huevo, y las de a diez, las preferidas, servidas con pollo desmenuzado.

"No hay baleadas más ricas que las de la 7 calle", dicen algunos fieles consumidores. "Las baleadas de la 7 calle son famosas dentro y fuera de las fronteras hondureñas, por su sabor y precios", agregan.

Reynaldo García es uno de esos sampedranos que mañana y tarde están en el puesto de Dinora García, una de las aproximadamente 15 vendedoras de baleadas que hay instaladas en la 7 calle, que cruza los barrio Medina y Concepción.

"Siempre vengo donde Dinora a comprar baleadas, desde hace más de cuatro años. Me gusta venir donde ella porque los precios son variados y cómodos. Además que las sirve bien calientitas", comenta.

Mauricio Rodríguez es otro de los fieles compradores de baleadas de la 7 calle. "Lo bueno es que son ricas y llenan, calman el hambre y no como otras, que su sabor es pésimo porque ni las calientan. Las vendedoras de la 7 calle están con la estufa prendida, o sea que no las tienen ya hechas para calentar, sino que las hacen en el momento", afirma.

Dinora, la "vende baleadas", da gracias a Dios porque desde que se instaló en la 7 calle, hace unos diez años, nunca ha dejado de vender.

"Dios da para todos sin arrebatar. Aquí todos vendemos, sin necesidad de estar peleando, claro que dependiendo del trato que se le brinde al cliente y la manera de hacer las baleadas, la gente va teniendo preferencias", acepta.

Los puestos de baleadas de la 7 calle son  abarrotados diariamente por decenas de sampedranos, que se han encargado de hacerlas internacionalmente famosas con sus comentarios.

CLAUDIA GALDAMEZ