Inicio > Mis eListas > humboldt > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 4301 al 4320 
AsuntoAutor
1624/04 - Revista Centro H
RE: NoticiasdelCeH Alicia L
Re: NoticiasdelCeH carmen e
Re: NoticiasdelCeH Prof. Gr
RE: NoticiasdelCeH Fritschy
1622/04 - AUSPICI Centro H
1623/04 - Necesit Centro H
Re: NoticiasdelCeH Nestor M
1636/04 - V Simpos Centro H
1637/04 - I Semina Centro H
1625/04 - AUSPICIO Centro H
1626/04 - Nacen co Centro H
1627/04 - O outro Centro H
1628/04 - Sitio de Centro H
1629/04 - Muestra Centro H
RV: Necesito los s Maria Re
1630/04 - Análisis Centro H
1631/04 - La crisi Centro H
1632/04 - Mesa reg Centro H
1633/04 - El petró Centro H
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Noticias del Cehu
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 4533     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:NoticiasdelCeHu 1626/04 - Nacen con menos peso los bebes argentinos
Fecha:Jueves, 14 de Octubre, 2004  21:26:53 (-0300)
Autor:Centro Humboldt <humboldt @...............ar>

NCeHu 1625/04

 


 

Preocupante situación.  Nacen con menos peso los bebes argentinos

El promedio bajó 32 gr en 10 años

 

Entre 1992 y 2002, en el país bajó 32 gramos el peso promedio de los recién nacidos. El descenso más preocupante, sin embargo, se produjo entre 2001 y 2002, cuando el promedio del peso disminuyó de 3325 a 3309 gramos.

 

La cifra, que posiblemente parezca insignificante, adquiere su verdadera dimensión cuando se piensa que durante una de las más terribles hambrunas del siglo pasado, la que se produjo en Ámsterdam durante la ocupación nazi, en la Segunda Guerra Mundial, el promedio del peso de los recién nacidos disminuyó 100 gramos.

 

“El peso promedio al nacer es un importantísimo indicador de salud, y nunca, hasta ahora, se había registrado un descenso como éste en la Argentina”, afirmó el doctor Carlos Grandi, que está a cargo del sector de Epidemiología Perinatal y Bioestadística de la Maternidad Sardá, donde se produce el 10% de los nacimientos anuales de todo el país (unos 7000).

 

Grandi agregó que según los datos de la región centro -que abarca las provincias de Bs. Aires, Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos, con cerca de 400.000 nacimientos anuales- “el descenso del peso promedio al nacer fue de 34 gramos; es decir, dos gramos más que la media nacional. Y pensemos que se trata de la región más rica del país."

 

Por otra parte, el especialista agregó que entre 1992 y 2002 también disminuyó la proporción de bebes nacidos con más de 3 kilos de peso (del 75% al 72%), "y desde el punto de vista de la salud neonatal, alcanzar este peso es buen indicador de salud futura".

 

Para la doctora Celia Lomuto, que coordina el Programa Perinatal de la Dirección Nacional de Salud Materno Infantil del Ministerio de Salud, el descenso de 32 gramos del peso promedio de los neonatos en la Argentina "es un dato real, pero no es terrible, ya que se trata solamente del 1% del peso considerado seguro. Nadie puede negar que la Argentina esté pasando por una crisis económica y social. Pero este descenso del peso promedio es un alerta, aunque un alerta leve".

Lomuto, que es secretaria del Comité de Docencia e Investigación de la Maternidad Sardá, dijo también que si bien no se dispone todavía de los datos del año 2003 sobre todos los indicadores de salud perinatal, "sí se sabe que volvió a bajar la mortalidad infantil en cerca del 0,5%, una cifra nada despreciable si se piensa que son 350 chicos menos fallecidos durante su primer año de vida".

 

El doctor Grandi indicó que según datos de la Maternidad Sardá "entre 1988 y 1999 se registró un aumento de 50 gramos en el peso promedio de los recién nacidos; pero entre 2000 y 2003 bajó 60 gramos: lo que se había ganado en 13 años se perdió en cuatro... Por otra parte, entre 2002-03 aumentaron un 25% en la Maternidad Sardá los chicos nacidos con bajo peso, es decir, con menos de 2500 gramos. Una situación similar se repite en provincias del norte del país."

 

Pequeños y prematuros

La problemática del bajo peso al nacer se vincula en forma muy estrecha con la prematurez, es decir, con aquellos nacimientos producidos antes de la semana 37ª de gestación, que implican la llegada al mundo de chiquitos con sus principales sistemas (respiratorio, digestivo, inmunológico, sensoriales) aún inmaduros para la vida.

"Existe bajo peso al nacer cuando el bebe pesa menos de 2500 gramos, cualquiera sea su edad gestacional -dice la doctora Lomuto-. Es un criterio reconocido por la Organización Mundial de la Salud porque el peso es una variable fácil de medir. Más complicado, en cambio, es determinar la edad gestacional. Al relacionar peso al nacer y edad gestacional se puede determinar si existe retardo de crecimiento intrauterino: es decir, si el chico tiene el peso esperado para su tiempo de gestación."

La neonatóloga añadió que en la Argentina un 7,6% de los nacidos pesa menos de 2500 gramos, y que se trata de una cifra "baja para América latina, donde hay países, como Guatemala, en que el 25% de sus neonatos son de bajo peso al nacer. Por otra parte, aun países que han puesto en marcha programas de control de los factores de riesgo del parto prematuro, como Francia, lograron disminuir el fenómeno de la prematurez al 4 %, pero no menos".

Tanto la prematurez como el bajo peso al nacer son potentes predictores de la mortalidad infantil. "Este 7,6 % de los nacimientos explica más del 50% de las muertes de menores de un año,", dijo Lomuto.

El doctor Grandi aclara que la prematurez (que en la mayoría de los casos implica bajo peso al nacer) y el bajo peso para la edad gestacional comprometen el desarrollo.

 

Cerebros bajo amenaza

 

"Las dos terceras partes de los bebes de bajo peso al nacer son prematuros y la tercera parte son a término, pero con un peso menor del que deberían para su edad gestacional -afirmó Grandi-. En ambos casos hay riesgos. El que completa el período de gestación estará más maduro y disminuirá su riesgo respiratorio o de ceguera. Pero aquel que no logró el peso esperado para su edad gestacional también tendrá hándicap. Mi preocupación no es solamente que se alcancen los 2500 gramos, sino que se superen los 3000. Cuando un bebe no logra superar los 3 kilos el impacto pasará seguramente por su desarrollo cognitivo, ya que el cerebro es lo que más pesa en los bebes, y es muy probable que esos chicos tengan hipotecado a futuro su capacidad intelectual, su rendimiento escolar, o que no logren los mínimos requerimientos para completar su educación o conseguir trabajo."

 

"El retardo de crecimiento y la prematurez tienen muchas causas -enfatiza la doctora Lomuto-. Hay factores biológicos, como enfermedades previas de la madre que obligan a adelantar el parto para poner a salvo el bebe, como la diabetes o la hipertensión, y también la presencia de infecciones, de adicciones como el hábito de fumar. Pero un aspecto que conspira contra el peso del chico es el peso de la madre, sobre todo la desnutrición crónica materna, fenómeno del que Guatemala, donde las mujeres miden 1,45m, es nuevamente un paradigma."

 

Más cerca de casa, el doctor Grandi también señala que el estado nutricional de la madre es lo que más condiciona el peso del bebe al nacer. "Y esto puede ocurrir aunque la embarazada tenga sobrepeso, porque puede haber malnutrición y sobrepeso a la vez -señala-, que es algo que ocurre en el 28% de los casos entre las pacientes de la Maternidad Sardá. Pero, en términos generales, que nazcan niños más pequeños nos habla de la crisis actual y también de varias generaciones anteriores: el hijo de bajo peso tiene una madre que también tuvo bajo peso y que, a su vez, fue gestada por otra mujer que también era pequeña... Es un fenómeno que nos preocupa mucho, y que no se desarrolla en un día. No es un problema médico sino un problema social. Para la Maternidad Sardá, que en diciembre cumplirá 70 años y cuya preocupación es y ha sido siempre el bienestar de la mujer y de sus hijos, demanda urgentes acciones. El objetivo es que una mamá con su hijo logre el nivel ideal: que ella tenga buen peso y que su bebe nazca con más de tres kilos. Eso, lamentablemente, en la Argentina se ha caído."

14 de octubre de 2004

Gabriela Navarra - La Nación

Cerebro

 

En los bebes, el bajo peso al nacer resiente el desarrollo de todos los órganos, pero especialmente el del cerebro. Esto significa que cuanto menos pesa un recién nacido y menor tiempo lleva su gestación, más riesgo existe de secuelas, tanto en los aspectos físicos como cognitivos. “El cerebro es lo que más pesa, y cuando un bebe no alcanza los tres kilos al nacer es muy probable que tenga su futuro hipotecado”, dijo el doctor Grandi, de la Maternidad Sardá.

 


Gentileza de Félix Marcos (Arg).