Inicio > Mis eListas > humboldt > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 16421 al 16440 
AsuntoAutor
652/14 - 22 de ago Noticias
653/14 - VIAJANDO: Noticias
654/14 - La cotidi Noticias
655/14 - México co Noticias
656/14 - El centro Noticias
657/14 - VIAJANDO: Noticias
658/14 - El futuro Noticias
659/14 - VIAJANDO: Noticias
=?UTF-8?Q?II_Congr Yuri San
=?utf-8?Q?RE:_Noti Fray Mas
RE: Notici asdelCe Fray Mas
660/14 - VIAJANDO: Noticias
661/14 - LIBRO COU Noticias
Re: NoticiasdelCeH Arlete M
RE: NoticiasdelCeH Sonia Vi
662/14 - VIAJANDO: Noticias
663/14 - La guerra Noticias
Re: NoticiasdelCeH Alberto
664/14 - La OTAN a Noticias
665/14 - La acumul Noticias
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Noticias del Cehu
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 16742     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:NoticiasdelCeHu 655/14 - México como geografía - Un líder en la somb ra
Fecha:Sabado, 23 de Agosto, 2014  16:28:32 (-0300)
Autor:Noticias del CeHu <noticias @..............org>

NCeHu 655/14

México como geografía

Un líder en la sombra: "El Mayo" Zambada, último capo de la vieja escuela

Quedó posicionado como el "jefe de los jefes" del narcotráfico en México, aunque el poder del cartel de Sinaloa ya trasciende esa figura

  

 La Nación

Buenos Aires, 23/8/14

Poco después de caer detenido, Miguel Ángel Félix Gallardo, el primer gran "padrino" mexicano, quiso emular a Lucky Luciano y organizó una cumbre similar a la legendaria convención que el gánster ítalo-americano celebró en el Hotel Nacional de La Habana en 1946.

Acapulco fue la ciudad elegida por sus lugartenientes. Allí nacieron en 1989 los carteles de la droga mexicanos: Tijuana, Juárez, el Golfo? Dos de los más avezados discípulos de Félix Gallardo -Joaquín "el Chapo" Guzmán e Ismael "el Mayo" Zambada- se quedarían con el tiempo con la plaza más preciada, la costa del Pacífico mexicana, y a golpe de pólvora y sobornos irían tejiendo la mayor red mundial del crimen organizado: el cartel de Sinaloa.

Fugitivo desde 2001, cuando huyó de una cárcel de alta seguridad en pleno día, "el Chapo" -el más mediático de los capos- fue detenido en febrero pasado en Mazatlán. Antes que él habían caído, a puro plomo o entre las rejas, todos los jefes de la vieja guardia: Caro Quintero, Carrillo Fuentes, Osiel Cárdenas, los Arellano Félix? Todos menos uno: Zambada.

A sus 66 años, "el Mayo", que siempre prefirió estar en un segundo plano, sería ahora por derecho propio el "jefe de los jefes" del narcotráfico. Pero esa denominación ya no tiene sentido en el nuevo mapa del crimen organizado.

Zambada -que nunca pisó la cárcel- pertenece a una estirpe que ya no tiene el control del negocio de la droga. El cambio generacional es un hecho y los "narcos junior" pisan fuerte. "El Mayo" lo sabe y anda libre. "El Chapo" no quiso verlo. Y tal vez por eso está a la sombra.

Guzmán y Zambada siempre fueron socios, cuates, compadres. Pero en el negocio de la droga, la traición cotiza al alza. Su estrecha relación dio un giro en 2010 tras la extradición a Estados Unidos del primogénito de "el Mayo", Vicente, alias "el Vicentillo", que a cambio de una reducción de su condena está hablando más de la cuenta con las autoridades norteamericanas.

¿Sirvieron los Zambada la cabeza de "el Chapo" a la DEA, la agencia antidrogas de Estados Unidos? Según el escritor mexicano Sergio González Rodríguez, experto en narcotráfico, Washington exigía la captura de Guzmán desde hacía algún tiempo. Y el gobierno mexicano consumó la petición.

"En medios de la inteligencia mexicana trascendió que Zambada pactó la detención de Guzmán para proteger a su hijo", señala González Rodríguez desde México.

Para el autor de Huesos en el desierto, tanto Guzmán como Zambada forman parte de la red de narcotraficantes de alto nivel que durante muchos años operaron en connivencia con el gobierno mexicano.

"El tema del narcotráfico es bastante más complejo que un simple relato de policías y ladrones", zanja el escritor.

Ahí está el caso paradigmático de Félix Gallardo, socio estratégico del colombiano Pablo Escobar, que pasó de policía judicial a contrabandista de elite sin cambiarse el cinto del revólver.

Con el apoyo de políticos y empresarios, "el Padrino" manejó a sus anchas el monopolio de la droga hasta que en 1985 cometió una imprudencia: torturar y ejecutar a un agente de la DEA, Enrique "Kiki" Camarena, infiltrado en su organización. El caso marcó un antes y un después en el mundo del crimen organizado en México.

Félix Gallardo comprendió, ya en prisión, que el infierno también debía ajustarse a las reglas del mercado. Y diversificó el negocio en plazas. Pero sus discípulos, lejos de respetar el territorio ajeno, se enzarzaron pronto en una guerra de todos contra todos que dejó un reguero de muertos en el país. El cartel de Sinaloa salió victorioso. Y "el Chapo" y Zambada brindaron por cada ruta de la droga conquistada.

Los "narcos junior"

Caído "el Chapo", no está claro el papel que jugará ahora Zambada, el último capo de la vieja escuela, los hijos de aquellos campesinos que recogían la adormidera -la planta del opio- en las serranías sinaloenses.

El modus operandi de los carteles actuales es muy diferente. La figura del patrón omnipresente desapareció. ¿Es Zambada hoy el narcotraficante con más poder en México? Para Steven Dudley, codirector de InSight Crime -una fundación dedicada al análisis del crimen organizado en América latina-, ésa es una calificación muy subjetiva.

"Creo que Zambada es uno de los más poderosos, pero esos grupos se parecen cada día más a federaciones que funcionan con juntas directivas y no con un liderazgo único", comenta Dudley desde Washington.

A Zambada, el poder del cartel de Sinaloa -que extiende sus redes por los cinco continentes- lo trasciende. El propio capo vislumbró el futuro del negocio en una insólita entrevista concedida en 2010 al prestigioso periodista Julio Scherer, fundador de la revista Proceso. "El problema del narco envuelve a millones. ¿Cómo dominarlos? En cuanto a los capos, encerrados, muertos o extraditados, sus reemplazos ya andan por ahí."

Esos reemplazos pertenecen a una nueva generación de narcotraficantes, menos carismáticos e igual o más crueles que sus predecesores. "Los antiguos narcotraficantes cumplieron ya un ciclo y otra estructura emergente los reemplaza. Se atestigua un cambio generacional", apunta González Rodríguez.

Caiga o no caiga Zambada, son ellos -los "narcos junior"- quienes han heredado ya aquel imperio que se fraguó hace casi medio siglo en las sierras paradisíacas de Sinaloa.

Un jefe que supo adaptarse a los cambios

El "jefe de jefes"

Tras la muerte de "El Chapo" Guzmán, en febrero pasado, "El Mayo", de 66 años, se posicionó como el "jefe de jefes" del crimen organizado en México

En libertad

Guzmán, que lidera el cartel de Sinaloa, nunca estuvo preso

Los "narco juniors"

El capo pertenece a una estirpe que ya no tiene el control del negocio de la droga; en ese cambio generacional, eligió dar paso a los "narco juniors"

Traición

Guzmán y Zambada siempre fueron socios, pero la relación cambió en 2010, cuando el hijo de "El Mayo" fue extraditado a Estados Unidos. A partir de allí se cree que el primogénito de Zambada podría haber delatado a Guzmán, que fue capturado en Mazatlán.





Este mensaje no contiene virus ni malware porque la protección de avast! Antivirus está activa.






DeepSkyColors en Facebook!
Imagenes de nuestro planeta y del Universo desde los ojos de un fotógrafo español Visita la página en Facebook y dale a ME GUSTA!