Inicio > Mis eListas > humboldt > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 12541 al 12560 
AsuntoAutor
372/11 - Seminário Noticias
373/11 - MOVIMIENT Noticias
374/11 - Pasajeros Noticias
375/11 - VIAJANDO: Noticias
376/11 - MOVIMIENT Noticias
377/11 - Pasajeros Noticias
378/11 - VIAJANDO: Noticias
379/11 - MOVIMIENT Noticias
380/11 - Pasajeros Noticias
381/11 - PANEL "Lo Noticias
382/11 - VIAJANDO: Noticias
=?utf-8?B?IEkgU2lt Charles
383/11 - Pasajeros Noticias
384/11 - VIAJANDO: Noticias
RE: NoticiasdelCeH Grassi,
385/11 - Pasajeros Noticias
386/11 - VIAJANDO: Noticias
387/11Vientos de c Noticias
388/11 - Pasajeos Noticias
389/11 - Pasajeros Noticias
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Noticias del Cehu
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 12832     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:NoticiasdelCeHu 389/11 - Pasajeros de Proa: “Rusos” en entre Ríos
Fecha:Lunes, 18 de Abril, 2011  08:00:43 (-0300)
Autor:Noticias del CeHu <noticias @..............org>

NCeHu 389/11
 

 

 

“Rusos” en entre Ríos

 

En 1763, la zarina Catalina de Rusia decidió colonizar el Bajo Volga. Promulgó una ley que prometía tierras, eximición de impuestos, libertad de oficio, libertad de cultos y autonomía política. En aquel entonces, Alemania estaba en guerra, sus campesinos pasaban hambre: unos treinta mil aceptaron emigrar a Rusia. Tres mil de ellos murieron durante el viaje.

 

Pero lo peor los esperaba a orillas del Volga: era una región sin árboles, las inundaciones se repetían, lo mismo que los inviernos crudísimos y las invasiones de tribus nómadas que capturaban esclavos para venderlos en la frontera china. Al principio, los colonos tuvieron que vivir escondidos en cuevas; más adelante, construyeron casas sin puerta al frente para defenderse de lobos y mongoles. Cultivaron cereales en la estepa, plantaron árboles traídos de Europa Central.

 

Un siglo después, existían ya más de cien aldeas y el área cultivada cubría una superficie  mayor que la de Suiza. Pero las colonias estaban superpobladas. Había sequías, malas cosechas. Además, el gobierno intentó “rusificarlas” a la fuerza: exigió el aprendizaje del ruso, impuso el servicio militar, limitó la autonomía. En 1872 comenzó el éxodo.

 

Un grupo de mil campesinos de la localidad de Mariental quiso emigrar al Brasil. Al llegar al puerto alemán de Bremen (donde los recibieron con asombro, porque parecían salidos del “túnel del tiempo”), se enteraron de que el puerto de Río de Janeiro estaba cerrado por una epidemia de fiebre amarilla. Entonces compraron pasajes para Buenos Aires.

 

Corría el año 1878. El gobierno argentino les dio tierras en la provincia de Entre Ríos: allí, los de Mariental tradujeron el nombre y fundaron la aldea de “Valle María”. Hicieron cuevas para vivir, más tarde (aunque en Mesopotamia no había ni lobos ni mongoles) edificaron extrañas casas sin puerta al frente… Cambiaron el té por el mate, empezaron a vestirse como gauchos, con bombacha y alpargatas, aprendieron a comer asado y a jugar al truco. Fabricaban sus propias ropas, sus muebles, los instrumentos agrícolas. Salieron adelante: se transformaron en la colonia triguera más importante de la Argentina. Llegaron más, desde Rusia, desde Brasil. Tuvieron hijos y nietos argentinos.

 

Hoy, uno de cada cuatro entrerrianos tiene sangre ruso-alemana: andan en sus “carros rusos”, acompañan el mate con ”kreppel” (una especie de torta frita), siguen hablando su dialecto alemán del siglo XVIII y bailan al ritmo de polcas y mazurcas. En todo el país, sus descendientes son más de ochocientos mil.

 


 www.carstensinner.de