Inicio > Mis eListas > extraterrestres > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 81 al 100 
AsuntoAutor
Una sencilla oraci José Gar
A los gobernantes José Gar
A los habitantes d José Gar
Tiempo de Navidad. José Gar
Tiempos finales. José Gar
MI PRIMER OVNI DEL Guillerm
SE ROMPIO SU MONIT GAMETRON
Tiempo de Apocalip José Gar
La verdad adultera José Gar
Re: Tiempo de Apoc José Gar
RE: Tiempo de Apoc Jose Par
Re: Tiempo de Apoc José Gar
Quiere poner en re Next-Byt
Asunto: Congreso M Jose Par
LA CRUZ EN EL CIEL José Gar
RE: Su pagina web javier g
Re: RE: Su pagina José Gar
CIELO NUEVO Y TIER F.G.
COMUNICADO DE LA J F.G.
hi Julio
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
Extraterrestres.com
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 83     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[extraterrestres] A los habitantes de la Tierra.
Fecha:Jueves, 5 de Diciembre, 2002  02:55:15 (+0100)
Autor:José García Álvarez <JOGALVAREZ @.....es>

A LOS HABITANTES DE LA TIERRA

Sentimos pena de vuestra miseria moral y espiritual, pero no podemos dejar de obedecer las supremas leyes universales y la divina voluntad que nos anima, para que la justicia del amor eterno triunfe también sobre vuestro planeta.

Vuestra insensibilidad a las admoniciones que diariamente os notificamos, con actos profundamente simbólicos y significativos, nos inducen a forzar los planos de nuestra intervención patente y oculta. Nuestras fuerzas son activas en toda la tierra y nuestros operadores se han multiplicado con el fin de introducir, con vuestro lenguaje, la lógica de la verdad universal y los valores positivos de la evolución cósmica.

Nosotros tutelamos al máximo el trabajo que con coraje cumplen los llamados y los designados, y a ellos damos todo el consuelo necesario que precisan para llevar a buen fin su misión. Es verdad que su labor es dura y pesada, pero también es cierto que tendrán mucho para pedir por lo que habrán dado y dan con fe y abnegación. Cada acto de su amor es un llamamiento de bien eterno para la luz de sus espíritus.

Quisiéramos que muchos se parecieran a éstos, y que todo corazón emitiera la luz de bien y verdad que emiten estos corazones prendidos de la llama divina del Padre Creador. Desgraciadamente son pocos, pero suficientes para sacudir los durmientes y traumatizar los incapaces. Si la humanidad de este mundo no se ha autodestruido y no ha capitulado ante las fuerzas negativas, esto es debido a la capacidad operativa de los Llamados y de los Designados esparcidos por el mundo.

                                                                         Adoniesis y otros hermanos