Inicio > Mis eListas > ept-venezuela > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 225 al 244 
AsuntoAutor
Boletín Apalancand Lucio Se
Reunion Foro EPT-V Lucio Se
Boletín Apalancand Lucio Se
Foro EPT se reúne Lucio Se
Fw: convite en el Nacarid
Ley de Educación Nacarid
¿Cuánto ha progres Lucio Se
Consulta el linea Lucio Se
Boletín Apalancand Lucio Se
Reunion EPT (Venez Lucio Se
Ley de educación 2 Nacarid
Minuta de Reunión Lucio Se
Boletín Apalancand fepap-un
40 millones de ana fepap-un
Re: Minuta de Reun CENTRO D
Dos ejemplos: Espa Lucio Se
Se bautiza un libr Lucio Se
RE: Se bautiza un María Is
Tenemos reunion el Lucio Se
Polémicas: un artí Lucio Se
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
EPT-Venezuela
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 236     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[ept-venezuela] Fw: convite en el mocoties
Fecha:Miercoles, 23 de Febrero, 2005  16:11:19 (-0400)
Autor:Nacarid Rodriguez <nrodri @........ve>

SE INVITA A UN CONVITE… EN EL MOCOTIES

Les envío este testimonio de Alcira Ramirez sobre las inundaciones en Mérida y lo sucedido a la Granja Escuela  Hermana Felisa, que necesita ayuda para su reconstrucción. Alcira es supervisora del área Educación para el Trabajo en Fe y Alegría.
 
Saludos,
 
Nacarid  
 
 
 
 

Nacarid Rodríguez Trujillo
Doctorado en Educación
Universidad Central de Venezuela
----- Original Message -----
 

´

 

 

SE INVITA A UN CONVITE… EN EL MOCOTIES

 

 

Amigos:

 

El sábado pasado tuve la oportunidad de visitar la zona del Mocoties. Ivonne, la directora de zona  Andes de Fe y Alegría y yo nos dispusimos en la camioneta doble tracción a visitar los colegios.

Al llegar a la Hacienda La Victoria, comencé a tener una idea de la magnitud del desastre natural. Ese es un paisaje muy conocido para mi, y cuando vi en lo que se había transformado una quebradita que desemboca en el río Chama y el propio río Chama, en ese sector, supe que todo lo que encontraría después me dejaría sin palabras. En la Hacienda La Victoria también encontramos el primer refugio de damnificados.

Luego seguimos camino...y encontramos Santa Cruz de Mora. El ambiente después de ocho días, sigue siendo terrible. Todo lo que existía y que una observaba antes cuando hacía este recorrido ya no existe: terminal de pasajeros, polideportivo, casas, galpones, nada existe y lo que se ve, esta cubierto en su mayor parte por lodo y piedras.  Solo se ven carros, camiones, paredes, todo  tapiado por el barro.

También se puede observar la presencia del ejército, algunas máquinas pesadas,  ambulancias, vehículos de defensa civil. La zona esta militarizada y solo circula personal autorizado o con funciones institucionales.

Dejamos Sta Cruz de Mora y comenzamos nuestra travesía...mis sobrinos dirían... a “rustiquiar”,  mocha y mocha… rumbo a Tovar.

Lo que observé es que no hay una vía definida. Es una trocha con piedras enormes o montañas de barro. Nos habían advertido que existía mucha tierra, pero el día anterior había llovido y lo que encontramos realmente, fue mucho lodo.

Este trayecto fue sumamente difícil en cuanto a la dificultad para circular. Encontramos camiones, carros, gandolas, en fin, cualquier cantidad de objetos tapiados. En algunos casos solo se podía adivinar lo que había debajo.

Encontramos en ese trayecto otro refugio. El de la Hacienda Mijagual. Muy organizado, con personal médico, y la gente debidamente atendida. Conversamos con una joven y hablaba con mucha esperanza y señalaba que no estaban mal, que recibían todo el apoyo.  Nos dijo que algunas personas estaban allí por temor, de que volviesen las lluvias, aún cuando tenían sus casas.

Siguiendo el recorrido, era un paisaje desolado... pero cuando encontrábamos casas habitadas...surgía la esperanza.... la gente estaba trabajando, limpiando la vía, sacando barro de sus casas... eso me llenaba se esperanza por que era descubrir también la esencia del  pueblo tovareño...Somos conocidos como la Atenas de Mérida... pero cuando vi a esas personas, supe que no solo era porque Tovar era pueblo de pintores, poetas, artistas... sino que también somos  persistentes, trabajadores, organizados.

Seguimos nuestro recorrido por Tovar, donde es poco lo que se observa, ya que no hay acceso vehicular hacia las zonas que fueron afectadas.

Así llegamos a la Granja Escuela Hermana Felisa que esta ubicada en Tacarica a pocos kilómetros de Tovar, vía San Francisco, otro pueblo muy afectado. Pudimos avanzar con dificultad en el vehiculo y luego no había acceso. Caminamos y vimos a lo lejos a Gloria (la Directora del Centro Educativo) con su equipo directivo y obreros. Era un paisaje totalmente desconocido. Donde había una quebrada de tres metros de ancho, vivero, cultivos, un paisaje verde, árboles de nuestra granja escuela, casas de vecinos… ¡No había nada! Todo se ha transformado en una playa de grandes piedras, tierra, arena, diques de árboles, desde los cuales salen olores  fétidos, suponemos que dentro de ellos hay también animales. Para entrar tuvimos que pasar por un tronco, el cual sirve de puente.

Cuando vi esto quise llorar. La Granja Escuela y yo nacimos y crecimos juntas en Fe y Alegría. Pero en ese momento recordé a la Hna. Felisa Elustondo (fundadora) y el por qué se había escogido este sitio y no otro, para establecerla.

Hace años, cuando se inició el proceso de compra de unas tierras para establecer la escuela, se visitaron  primero fincas muy bonitas en terrenos planos, de suelos profundos y fértiles. Sin embargo, la Hna. Felisa señaló sabiamente que esas no podían ser las condiciones de la granja. Que tenían que ser terrenos, que se parecieran a los que tendrían los padres de los futuros alumnos: altas pendientes, suelos poco fértiles, sin agua, con muchas piedras....y así fue el terreno donde hoy estamos. Teníamos que enseñar a nuestros alumnos a producir en las condiciones reales… no en condiciones ideales de tierras que ellos no  podrían adquirir.

En ese momento sentí un respiro… pensé en la Hermana y me dije para adentro: ¡hoy tampoco podía ser distinto!  Nuestra Granja Escuela sufrió los embates de la naturaleza como el pueblo de Tovar, de San Francisco, Carrizal, Tacarica, La Playa, Barrotes, San Pedro, entre otros, y como todos los productores agropecuarios de la Zona. Después de pasar años, haciendo suelos, levantando a puño enormes piedras que dificultaban las labranzas, hoy esas tierras están como al principio. 

Desde la Granja Escuela tendremos que “enseñar”, “formar”, ayudar a nuestros alumnos desde lo que tenemos. Se reconstruirá todo junto con ellos. Haremos proyectos productivos educativos, para aprender entre todos a salir adelante. Si, ¡ese es el sentido que yo le di!... el mismo que hace años le dio la hermana Felisa, a estar allí y no en mejores sitios, donde quizás hoy la tragedia no llegó. Después supe que la única institución educativa que ha sido afectada en Tovar...fue nuestra Granja Escuela.

Tenemos un obrero sin casa, alumnos sin vivienda y con viviendas con daños. ¡A Dios gracias! en todos los casos solo daños materiales.

Y ustedes se preguntarán, cuál es el balance general de la situación que observé:

Tomando en cuenta que fue en el sábado y el domingo mi recorrido, vi muy poca maquinaría atendiendo la zona. Los refugios de damnificados están organizados y bien atendidos. MI preocupación es más por las personas que estando en sus casas, en buenas condiciones o deterioradas, no tienen agua, luz, alimentos y han perdido sus enseres. Creo que estas personas merecen atención. Así mismo, se tienen comunidades sin acceso y para las cuales hay dificultades en el envío de suministros.

Creo que el desastre ambiental es muy grande, pero al concentrarse en comunidades rurales, poco habitadas, las pérdidas humanas no son tan grandes. Tengo la impresión de que el número de muertos no es de 50 como dicen las cifras oficiales, pero tampoco de cientos, como señalan algunas elucubraciones que se realizan de lo sucedido.

Y volviendo al encabezado, quizás para los que no son tovareños, la invitación que hice al principio les resulte extraña. Para nosotros no, ya que oímos de nuestros padres, como organizaron y participaron en convites para hacer sus carreteras, sus iglesias, y hasta  sus casas. Por ello,  los invito a que entre todos hagamos un convite  para reconstruir el Mocoties.

Desde nuestros espacios, y cada uno con sus posibilidades. Convite de mano de obra, de recursos, de palabras amigas, acompañamiento y muchas oraciones, ahora, sobretodo por los que viven, por los que sobrevivieron,  para que tengan la fortaleza física y espiritual de seguir adelante.

 

Alcira

 

 







Algunos de los cientos de artículos en venta o subasta en eGrupos.net
 
  • VENDO OPEL CORSA SWING 1.2 (Puja a 900 EUR) 
     
  • Seguridad para su bebe mientras duerme ( 98.99 USD) 
     
  • Diseñamos y confeccionamos moda en cuero ( 65 USD) 
     ¿Tienes algo que deseas vender? ¿O comprar? ¿Quieres ver tu anuncio aquí, gratis? 
    ¡ Visita hoy mismo EGRUPOS.NET !

     

    http://www.ept-venezuela.org.ve