Inicio > Mis eListas > encuentrohumboldt > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 447 al 466 
AsuntoAutor
49/04 - La comarca Humboldt
50/04 - PLANIFICAC Humboldt
51/04 - DESARROLLO Humboldt
52/04 - HACIA LA C Humboldt
53/04 - LAS EXPRES Humboldt
54/04 - ARANCELES Humboldt
55/04 - FICHA DE I Humboldt
56/04 - LA REVOLUC Humboldt
57/04 - NUEVAS TER Humboldt
58/04 - MEDIO AMBI Humboldt
59/04 - HOTEL LIBE Humboldt
60/04 - RELACIONES Humboldt
61/04 - ARANCELES Humboldt
62/04 - LAS INFRAE humboldt
63/04 - DESDE UN L Humboldt
64/04 - VILLA CARL Humboldt
65/04 - LUGAR DEL Humboldt
66/04 - POLÍTICAS Humboldt
67/04 - ¿Dónde que Humboldt
68/04 - POLÍTICA E Humboldt
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
ENCUENTRO HUMBOLDT
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 488     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[encuentrohumboldt] 63/04 - DESDE UN LUGAR DEL MERCOSUR
Fecha:Domingo, 14 de Marzo, 2004  18:20:00 (-0300)
Autor:Humboldt <humboldt @............ar>

DESDE UN LUGAR DEL MERCOSUR

 

Lic. Irene Martinez de Errecalde

Universidad Nacional de la Pampa

Facultad de Ciencias Humanas

Instituto de Geografia

 SANTA ROSA – La Pampa -  ARGENTINA


 

 

RESUMEN

 

Desde lo teórico, a la actual preocupación de los geógrafos, se suma la de los filósofos, antropólogos y sociólogos en la búsqueda de rasgos de humanización en las concepciones de las relaciones  hombre tierra, para hallar la mejor forma de conservar el equilibrio necesario en la preservación y mejor uso de los recursos disponibles.

La construcción, producto de esta relación, es el territorio, elemento del Estado Nación que se orienta hacia el concepto de Nación Región y hacia la política de bloques, como respuesta a nuevas problemáticas y nuevos desafíos.

Lo local aparece aquí como afirmación de la diferencia, de la especificidad, de la individualidad, de lo que define a los grupos humanos en particular, es la respuesta a un estado de la sociedad y constituye su identidad.

Al lugar, se incorporan las vivencias del hacer y del ser. El ser-humano en toda su complejidad,  sus valores,  significados y símbolos,

con todos los elementos que lo rodean toma sentido en este segmento espacio temporal.

Hombre y lugar se construyen mutuamente pero están relacionados, integrados a la realidad global ya sea en forma activa o pasiva, con libertad de acción e iniciativa, o viviendo las consecuencias del acontecer. No es posible el aislamiento, ni el desprendimiento del contexto.

Los lugares se imbrican en la trama territorial, configuran los espacios recortados y participan de los espacios globales.

 

 

INTRODUCCION

 

Se piensa la globalización como una forma de ordenar el todo, para que el mundo funcione, con aportes del crecimiento tecnológico, de los procesos socio culturales y de la participación de la  comunidad social ya sea como agente activo o como agente pasivo de este acontecer.

Pero esta organización supone ordenamiento en unidades menores, analizadas, programadas e integradas según las necesidades y de las que se espera respuesta eficiente. Todo esto apoyado en una trama de voluntades, información, interpretación y aplicación, a través de flujos multidireccionales para proveer, recibir, encauzar, proyectar, extender y limitar alcances y realizaciones en distintas escalas y niveles.

Sugiere un gran poder de decisión, apoyado no sólo en el voluntarismo, en la capacidad y en la programación, sino en la acepción

de poder sostenido, significante en su mayor expresión. 

Se vive esta realidad actualizada en consecuencias de las que a diario se tiene experiencia concreta, a través de la comunicación de los medios.

Es un relato del que casi siempre se obtiene la sensación de ajenidad y de lejanía. Suelen ser expresiones escuetas y sucintas, pero que influyen sobre políticas elaboradas según los valores vigentes, con desarrollo de proyectos que fundamentan y justifican decisiones, hechos que implican procedimientos y actividades de gestión para concretar  como resultado apreciable: realidades, que generan nuevas configuraciones, a la vez que se extienden  en el espacio y en el tiempo de nuestro mundo global.

El mundo como un todo se unificó para atender las necesidades de la nueva manera de producir, que pasa por encima de las regiones, países, culturas ... Pero mientras que los procesos modernos de producción se extienden por todo el planeta, la producción se especializa regionalmente  (Santos, 1996, 46).

 

 

REGIÓN Y TERRITORIO

 

La región está relacionada con la economía  mundial a través de su comportamiento como territorio, con la mediación del Estado, sus instituciones, sus agentes y sus actores. Las regiones constituyen distintas

versiones de la mundialización  y son más singulares a medida que más se

 mundializan.

La diversidad geográfica plantea la necesidad de considerar las distintas formas de producción y de las  formas sociales y culturales, especialmente como condiciones preexistentes que influyen en las condiciones actuales.

Es una realidad actual que el concepto de desarrollo regional se apoya fuertemente en las condiciones locales de todas y cada una de las subrregiones que conforman un ámbito determinado. Alcanzan las manifestaciones de lo socio cultural, como elementos éstos, integrantes de un todo, pero referidos a niveles de vida, en relación con las exigencias de la globalización.

Esto origina problemáticas especiales, tensiones parciales, que suelen derivar en cambios, adecuaciones y reestructuraciones, aunque también se da que el planteo difícil de soluciones viables lleva a situaciones no deseadas. La paralización de las actividades productivas, el decrecimiento económico social, la despoblación y hasta el vaciamiento no sólo en el aspecto económico, sino también en las motivaciones, intereses y aún de posibilidades, con incapacidad de apertura a un futuro.  

Las condiciones presentes, en general, no favorecen cambios con propósito de crecimiento.

Estas circunstancias también promueven nuevas configuraciones y una nueva realidad territorial.

Se tiene presente el concepto de territorialidad como construcción en profundidad de un espacio dado. Esta construcción tiene avances y

retrocesos y se considera que los cambios en cualquiera de los niveles de escala, pueden modificar en un momento dado circunstancias y decisiones para la integración, así como la validación y el funcionamiento de acuerdos y tratados.

 

 

EL LUGAR

 

Aún en la totalidad del proceso global, es indispensable comprender la realidad viva en las diferentes regiones: interrelaciones, funcionamiento, dinamismo, impacto ... en íntima concatenación en las coordenadas  de espacio y de tiempo, lo que hace que los procesos resulten peculiares, según el lugar. Y también que de ello resulten particulares configuraciones espaciales que dan identidad al territorio que se analiza.

Las consecuencias van desde la jerarquización, a la anulación de un lugar, con toda la gama de situaciones intermedias, con planteos de nuevas inquietudes y nuevas problemáticas, para esta nueva realidad.

En las acciones y en los resultados predominan los intereses de un mundo global, en cuanto a oferta y demanda, pero la realidad puntual en cuanto a condiciones de localización incide decisivamente.

El lugar es el espacio vivido, cercano a experiencias y al sentimiento en la posibilidad de integrar miradas desde dentro y desde fuera y en la combinación de ambas, lograr un conocimiento mayor de

ese lugar, saber cómo funciona, cómo cambia –si esto ocurre- y cómo se

relaciona con el espacio inmediato y en el mundo actual.

Las transformaciones en la organización del espacio son simplemente modificaciones del valor relativo de cada conjunto local de variables: segmentos o momentos del todo.

Las formas espaciales son tanto resultado como condición del proceso, obligan a las otras estructuras sociales al cambio o a la adecuación, en sus propios tiempos y con sus singularidades, pero hacia la integración de la nueva realidad.

Lo local es la afirmación de lo diferente, de la especificidad, de la individualidad, de lo que define a cada grupo humano en particular.

El hombre y el lugar, se construyen mutuamente, ya sea en función de espacio, paisaje, imagen o representación territorial ..... a distintos niveles: desde el universo íntimo individual hasta la construcción sofisticada del espacio social (Dembicz, 1994).

La comunidad, genera vínculos en función de determinados valores y adopta  un sistema de relaciones sociales y el espacio territorial es penetrado por las formas de vida de los hombres que lo habitan, sus ritos, sus costumbres, sus creencias y sus realizaciones.

El lugar es la oportunidad del acontecer y éste al volverse espacio, gana en caracteres locales (Santos, 1996, 149).

 

 

CONCLUSIONES

 

Lo expresado describe teóricamente la relación espacial entre las distintas unidades, hace la interpretación de su problemática desde los

términos de globalización e intenta fundamentar e integrar el rol del lugar, de mi lugar, en el acontecer y en la extensión del mundo total.

Parece ambicioso, pero responde a interrogantes ante la inmediatez de la información, ante el acontecer que se muestra en magnitudes difícilmente apreciables y llevan a reflexionar sobre el conocimiento real de nuestro mundo, en escalas adecuadas.

Es posible comprender hechos y problemas, ejercer juicio crítico y evaluar decisiones en ámbitos de una realidad que se desconoce y que se sitúa en mapas y cuya apreciación se realiza a través del aporte de datos. Sin embargo es posible percibir que se participa de un cambio.

Las nuevas formas espaciales influyen en todas las estructuras sociales casi parodiando lo expresado anteriormente, se corrobora esta realidad, como también, la adecuación a la propia, singular individualidad y a los propios tiempos.

No solamente ocurre. Es una necesidad y sugiere respuestas. La vida cotidiana parece continuar, pero a la vez, muestra nuevas facetas.

La pequeña crónica enmarcada en las coordenadas espacio temporales enuncia, a escalas apreciables y adecuadas, cambios en el antes y hasta el hoy: valores, formas socio culturales, impacto en el espacio recortado, nuevas relaciones, redes, tramas, nuevas configuraciones espaciales.

 

 

BIBLIOGRAFIA

 

ARACIL,  J.; (1997) El mundo actual de la Segunda Guerra Mundial a nuestros días. Universidad de Barcelona.

AROCENA, J.; (1995) El desarrollo local . Un desafío contemporáneo. Nueva Sociedad. CLAEH. Montevideo.

BALLESTEROS,  A.; (1996) Geografía y Humanismo. OIKOS TAU. Barcelona.

BOUZAS, R.; Compilador  (1997)  Regionalización e integración Institucional y procesos comparativos. Grupo Editor Latinoamericano. B.As

DEMBICZ,  A.; (1992) El lugar y el espacio en  la tradición cultural latinoamericana. Actas Latinoamericanas deVarsovia.

DEMBICZ, A.; (1995) El lugar , el espacio y la tradición latinoamericana. Memorias

del VI CongresoCEISAL. Sandbjerg. Dinamarca.

GIDDENS,  A.; (1991) La constitución de la sociedad. Amorrortu. Buenos Aires.

KLIMOVSKY,    ;  HIDALGO,   ; (1998) La inexplicable sociedad. A-Z Editora. Buenos Aires.

LISOCKA-JAEGERMANN, B.; (1994) La noción de lugar en la Geografía Social

contemporánea. CEISAL. Sandbjerg. Dinamarca.

SANTOS,  M.; (1996) De la totalidad al lugar. OIKOS TAU. Barcelona.

SOJA, E. W.; ( 1989) La espacialidad de la vida social:Hacia una reteorización transformativa. Londres.


Ponencia presentada en el Segundo Encuentro Internacional Humboldt. Mar del Plata, Argentina. Octubre de 2000.