Inicio > Mis eListas > encuentrohumboldt > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 161 al 180 
AsuntoAutor
146/02 - Brechas S Humboldt
CONTACTO CON STADN Humboldt
147/02 - Deterioro Humboldt
148/02 - Página de Humboldt
Re: 147/02 - Deter Humboldt
149/02 - Documento Humboldt
150/02 - Enciclope Humboldt
151/02 - Ponencias Humboldt
152/02 - Agradecim Humboldt
153/02 - Parabéns Humboldt
154/02 - El Turism Humboldt
155/02 - Geografía Humboldt
156/02 - Ref. "Geo Humboldt
157/02 - Felicitac Humboldt
159/02 - Te felici Humboldt
160/02 - A Geograf Humboldt
158/02 - Entre el Humboldt
161/02 - Taller so Humboldt
162/02 - Quinto En Humboldt
163/02 - Quinto En Humboldt
 << 20 ant. | 20 sig. >>
 
ENCUENTRO HUMBOLDT
Página principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 202     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:[encuentrohumboldt] 158/02 - Entre el Saber Científico y el Saber Enseñado
Fecha:Sabado, 19 de Octubre, 2002  01:08:31 (-0300)
Autor:Humboldt <humboldt @............ar>

Dulces

 
NCeHu 645/02
 

ENTRE EL SABER CIENTÍFICO Y EL SABER ENSEÑADO.

REFLEXIONES SOBRE LA TRASPOSICIÓN A PARTIR DE UN ESTUDIO DE CASO

 

Prof. María del Carmen Munilla.

Profesora egresada del J.V.González, Licenciada en Geografía, UNLu)

 

ABSTRACT

En términos generales, los docentes tenemos poca producción con respecto a nuestras prácticas docentes. Objetivar nuestras prácticas nos permite hacernos conscientes de sus fundamentos y de su intencionalidad.
El presente trabajo es una reflexión a partir de conceptos surgidos con motivo de un trabajo propio de investigación y vertidos en la construcción de la propia práctica, es decir que tiene por objeto focalizar la convergencia de ambas esferas del saber: el saber científico y el saber enseñado, ambos como saberes que deben entrar en diálogo para poder construir la práctica docente.
El tema aquí planteado es la trasposición didáctica, que designa el pasaje del conocimiento social científico al conocimiento enseñado. Este último se debe nutrir del saber científico, para seleccionar aquellos conceptos que sean significativos en la enseñanza, es decir que conlleven el criterio de relevancia social y validez científica, simultáneamente.
La propuesta es, entonces reunir, por un lado, las conclusiones surgidas a partir de un trabajo propio de investigación (correspondiente a mi trabajo de tesis para la UNLu, denominado “Resonancias de la Competitividad en Campana”), que ahondó en el estudio de caso de dicha localidad y cuyos conceptos transversales, presentes a lo largo del mismo, fueron “el proceso de organización del espacio” y “la construcción de la competitividad”. Por otro lado, la experiencia de haber trabajado en nivel medio durante 16 años y en nivel terciario durante 9 años, en ambos casos, especialmente en el ámbito de la educación pública.

 

 

1. PRESENTACIÓN

En términos generales, los docentes tenemos poca producción con respecto a nuestras prácticas. Maruco y Golzmen (Maruco-Golzmen, 1996) en su libro “maestra...¿usted de qué trabaja?, plantean que en la medida en que los docentes pueden explicar y fundamentar su práctica, sistematizarla  y conceptuar a partir de ella, desarrollan una actitud investigadora, capaz de generar una nueva práctica consciente de sus fundamentos y de su intencionalidad.
Precisamente, M.C. Davini (secretaria de Enseñanza Superior de Ciudad de Bs.As.) denota la necesidad de reflexionar sobre las lógicas de la práctica que estructuran lo visible o material, para poder operar sobre ella; esto es, poder  objetivar lo que hacemos con excesiva familiaridad.  (Davini, 2001)
La trasposición didáctica designa el paso del conocimiento social científico o “saber sabio” al saber enseñado (Chevallard, 1991) y reconoce la obligada distancia que los separa, como resultado de una construcción didáctica. (Galagovsky Kurman, 1998, 74).
La construcción de la práctica sugiere, entonces, el encuentro entre la experiencia del aula, que posibilita el conocimiento de un universo de personas (generalmente jóvenes), que se vivencia cotidianamente y que deja traslucir unos criterios pedagógicos puestos en acción, y el que proviene del saber construido desde la ciencia, que conduce a la evolución del conocimiento. Ambos se hacen necesarios al momento de buscar y seleccionar aquellos conceptos que, cargados de significado, contribuyan a la construcción del conocimiento en el aula. Este encuentro nos plantea problemáticas, y, por lo tanto, desafíos para asumir y resolver.
En esta presentación, se analiza un posible recorrido que suscita la reflexión sobre los conceptos estructurantes que atraviesan el saber geográfico y su entrecruzamiento con nuestras prácticas docentes. En particular se nutre, por un lado, de las conclusiones surgidas a partir de un trabajo propio de investigación (correspondiente a mi trabajo de tesis para la UNLu, denominado “Resonancias de la Competitividad en Campana”), que ahondó en el estudio de caso de dicha localidad y cuyos conceptos transversales, presentes a lo largo del mismo, fueron “el proceso de organización del espacio” y “la construcción de la competitividad”. Por el otro lado,  es fruto de la experiencia de trabajo en nivel medio (de 16 años) y en nivel terciario (9 años), especialmente en el ámbito de la educación pública.
En primer término se plantea un marco teórico que pone de manifiesto el paradigma pedagógico desde el que se propone la trasposición. Junto con ello se destacan los criterios y la selección de contenidos que la viabilizan y el valor que presenta el uso del estudio de caso como estrategia de enseñanza. (apartado 2).
En segundo término se aborda, brevemente, el estudio de caso tomado de la investigación, sus conceptos estructurantes, las variables que lo fundamentan y las conclusiones a que se arriba. (apartado 3)
Por último se sugieren ejemplos de trasposición a partir de conceptos derivados del estudio de caso y se valoriza al “estudio de caso” en sí mismo como una estrategia de la trasposición didáctica. (apartado 4)
 

2. MARCO TEÓRICO

En el modelo de aprendizaje propuesto por el psicólogo cognitivo D. Ausubel en su teoría sobre “Aprendizaje significativo”, él sostiene que el aprendizaje está formado por conceptos y relaciones entre conceptos ordenados en una jerarquía; dicha organización conceptual y jerárquica debería corresponder con la jerarquía conceptual propia de cada disciplina.
Para lograr la construcción del conocimiento en las estructuras cognitivas de los alumnos es necesario descubrir los conceptos fundamentales de cada tema que aprenden y establecer sus relaciones mutuas. “Desarrollar la habilidad de hacer metacognición[1] permite lograr la concientización sobre falsos preconceptos adquiridos”. (Galagovsky Kurman, 1998).
Para ello, la didáctica propone separar ciertos conceptos de parte de las relaciones en las que están implicados y luego, a lo largo de la escolaridad, reconstruir estas relaciones para acercarse de nuevo al modelo científico. (Benejam – Pagés, 1998). Es importante tener en cuenta que la mente del alumno no procesa en forma lineal, como tampoco es lineal la construcción en el conocimiento científico.
Priorizar conceptos  y redes de conceptos constituye un punto central que hay que tener en cuenta en el proceso de enseñanza-aprendizaje. Los procesos de conceptualización viavilizan la función de explicar la realidad, propia de la ciencias sociales. “La selección de contenidos, coherente con el enfoque teórico-conceptual en el que dichos contenidos se enmarcan, supone explicitar los criterios por los cuales se define “qué Geografía enseñar. “ (Gurevich, 1998, 22). Para ello se destacan dos criterios: el de relevancia social y el de validez científica.
También es importante tener en cuenta el criterio de transferibilidad, referido a la posibilidad de transferencia de los aprendizajes a situaciones nuevas y/o diferentes, tanto hacia el interior de la disciplina, como hacia el exterior de la misma... para otorgarle al aprendizaje una utilidad más amplia. ( de Gurevich y otros, 1998, 22)
Entre los conceptos transversales que convergen, y a la vez se complementan, en el análisis de la ciencias sociales en general, resultan relevantes: la causalidad múltiple (los procesos sociales responden a distintas lógicas y se explican por múltiples causas que derivan en diversas consecuencias); la diversidad (el mundo natural y social no es homogéneo, se caracteriza por la diversidad de ambientes, paisajes, culturas, formas de organizar el espacio geográfico, valores...), el conflicto social (distintos intereses y necesidades contrapuestas sobre la misma realidad) y la multiperspectividad (ya que todas las miradas son relativas y u el análisis de la realidad está impregnado de la mirada subjetiva de quien la reconstruye)
Uno de los conceptos estructurantes que atraviesa el saber geográfico propiamente dicho, y que forma parte de la red de conceptos a transmitir es el de las escalas de análisis (local, regional, nacional, continental, mundial); en este sentido, los contenidos seleccionados involucran elementos naturales y socioeconómicos, actores sociales y relaciones que se manifiestan en las diferentes escalas, permitiendo una mayor comprensión de los fenómenos y procesos. Los recortes territoriales que hagamos pueden dar lugar a interpretaciones diferenciadas, según sea la escala que apliquemos para el análisis de fenómenos y procesos.
En este sentido, el estudio de caso es una estrategia que se centra en la descripción de una situación concreta y, por tanto, permite profundizar algunos conceptos y poner en evidencia el interjuego de escalas espaciales de análisis con sus respectivas racionalidades, local, nacional, macrorregional y global, que se superponen en un territorio,. Esta estrategia  plantea el estudio de situación, la definición de problemas y la elaboración de conclusiones sobre acciones que debieran emprenderse. En ella se ponen en juego la reelaboración de ideas a partir del contraste con las aportadas por el resto del grupo.
En la trasposición didáctica, el profesor juega una papel de filtro, en virtud de  su interiorización de los diferentes “paradigmas” que él usa para instrumentar en la práctica su selección de objetivos específicos y contenidos. Esta es “la distancia que separa el saber científico del saber enseñado” (Clary, M. 1988) [2]. De aquí que “...Desconocer la existencia de ciertos desarrollos realizados desde el ámbito académico puede llevar a algunas imprecisiones cuando se manejan determinados contenidos. De no haber reflexión sobre estas cuestiones se tiende a abrir una brecha entre la producción científica y los contenidos escolares. (Gurevich, 1998, 15)
 
3. LA CONCEPTUALIZACIÓN A PARTIR DE LA INVESTIGACIÓN ACADÉMICA (Del estudio de caso:“Resonancias de la competitividad en Campana”. [3])
 
3.1. Presentación del estudio de caso
En el trabajo se abordó el estudio de caso de la ciudad de Campana, que está localizada en el eje norte del conurbano bonaerense, en la franja del denominado Frente Fluvial –Industrial Paraná- Plata. Este espacio ha ido evolucionando y reafirmándose como un espacio industrial-portuario tradicional y se presenta hoy con rasgos atractivos a la inversión de capitales, que exigen, a su vez, nuevas transformaciones del mismo. Durante el proceso de construcción de la competitividad se van generando diferentes problemáticas. Atributos y problemáticas se profundizan como el anverso y reverso de un mismo proceso dinámico.
 
3.2. Conceptos estructurantes como marco teórico del estudio de caso.
El proceso de organización del espacio y construcción de la competitividad, son los dos conceptos transversales del trabajo.
La organización del espacio entendida como “...la resultante de la valoración histórica de los recursos disponibles en su dimensión socio-económica y geopolítica y sus formas de integración formal, funcional y estructural” (De Mattos, 1997); y la competitividad, basada en dos pilares en diálogo permanente: la potencialidad del territorio y la innovación como estrategia de desarrollo.
Megarregión y microrregión dialogan en el proceso de producción y construcción del espacio, imponiendo ritmos que dan origen a la condición de competitividad de un lugar, condición que debe conquistarse permanentemente.
La industria, que fuera considerada tiempo atrás el motor de desarrollo de un Estado, requiere hoy de la constante innovación tecnológica, del desarrollo logístico y marca una tendencia hacia la terciarización de las actividades productivas, así como también a la concentración territorial y sectorial de las mismas.
El territorio presenta formas heredadas que ofrecen ciertas resistencias y responden a su vez a diversos intereses o racionalidades imposibles de prever en toda su magnitud, pero a las cuales se hace necesario articular. En esto consiste la gestión sobre el territorio.
Frente al conflicto de intereses que emergen en el proceso de organización del espacio, la búsqueda de consenso para abordar la problemática del planeamiento territorial da origen a los denominados “planes estratégicos” como herramientas para lograr mayor efectividad en cuanto a la diversidad de competencias que se superponen sobre dicho espacio. Se basan en el contexto de agentes sociales y económicos y en la participación ciudadana como factor de movilización, en pos de lograr una gestión participativa.
En cuanto a la creación de la competitividad, la teoría de las Ventajas competitivas explicitada por Michael Porter [4] ha constituido una respuesta teórica que supera a la tradicional de las ventajas comparativas. Para él, la prosperidad de las naciones se crea mediante la capacidad de la industria para innovar[5] y mejorar, condición que no se hereda. La nación debe especializarse en aquellos sectores en los que su empresas son más productivas, porque “...Ninguna nación puede ser competitiva en todo (Porter, 1990).
Porter, señala un conjunto de atributos (con carácter sistémico)  que él sintetiza en el rombo (o diamante) de la ventaja nacional”. Él compara al sistema productor de cada país con un “diamante”, cuyos componentes (vértices) son: I)La dotación de factores, no tradicionales, esenciales para recrear la ventaja competitiva a través de productos diferenciados;  II)Las condiciones de la demanda, no sólo en la dimensión del mercado interno como factor alentador de economías de escala, sino más bien en su carácter extendido y exigente, como estimulador de la innovación; III)Los agrupamientos productivos, que implican sectores conexos que se apoyan mediante lazos tecnológicos entre proveedores y productores, o en la generación de recursos humanos especializados (sectores afines y auxiliares) y IV)Las estrategias empresariales, para las cuales ningún sistema de gestión es universalmente apropiado.
Las políticas públicas desempeñan un rol importante en este rombo de competitividad, ya que pueden reforzar o debilitar el efecto de los factores ya mencionados. La ventaja de las naciones reside en poseer espacios locales – regionales competitivos, porque la ventaja debe ser construida, tanto por las empresas como por los gobiernos regionales (Daher, 1997).
 
3.3. La contextualización Nacional – Local
El período político económico en el que se analiza el estudio de caso, es el posterior a 1976 (neoconservador) caracterizado, básicamente, por el endeudamiento externo, por la concentración de la rentabilidad en la actividad financiera y en sectores de no transables protegidos en medio de una fuerte liberalización comercial, un aumento de las importaciones y la constitución de mercados oligopólicos. Ya en los ’90, la combinación del endeudamiento externo, las privatizaciones y las desregulaciones y el aumento la desocupación.
Un Estado que transfirió, no sólo los activos sino también el poder de regulación de los precios a firmas monopólicas u oligopólicas o también oligopsónicas[6]  afectando la competitividad, dio por resultado, por un lado, el crecimiento de la asimetría en la capacidad de negociación entre el Estado y los conglomerados, y por otro, la profundización del proceso de “desindustrialización ya iniciado en los ’70, con una consecuente expulsión sistemática de mano de obra
Campana, que ha sido un Partido tradicionalmente importante por su desarrollo industrial, también ha experimentado (y continua experimentando) el proceso de desregulación del capital. En este caso, conviven capitales cada vez más concentrados de Grandes Empresas con pequeños capitales que intentan sobrevivir.
La presencia estructurante en la localidad desde mediados de 1950 de uno de los conglomerados económicos más importantes a escala nacional e internacional, es determinante, se trata del Grupo Techint (hoy Tenaris), entre cuyas empresas se destacan las que se dedican a la producción de tubos de acero sin costura. Estas participan del 30% del comercio mundial de tubos destinados a la industria del petróleo, con sus acerías localizadas estratégicamente en la Unión Europea, el NAFTA y el MERCOSUR.
 
3.4. Los tres grandes núcleos de análisis (variables nominales)
ü                 El proceso de organización del espacio en Campana.
ü                 La construcción de la competitividad en el espacio campanense.
ü                 Problemas socio-espaciales emergentes en dicho Partido.
El proceso de organización del espacio ha sido relacionado con un conjunto de aptitudes naturales que existen en el Partido, la conectividad y las vías navegables que presenta el mismo, la infraestructura socio-urbana y las políticas territoriales que se aplican en dicho Municipio.
A modo de ejemplo, el contacto de la barranca con el río Paraná de las Palmas permitió el asentamiento de un frente portuario con tres kilómetros de extensión, ubicado entre la barranca y el río, lugar de asiento de las industrias tradicionales de gran envergadura (Siderca, ESSO, Rhasa, Tagsa). La localidad de Campana se posiciona en el segmento con mayor actividad (el Paraná Inferior en conexión con río de la Plata) que forma parte del Proyecto Hidrovía Paraguay Paraná (Plata), cuyo objetivo es reimpulsar la dinámica del uso de estas vías de transporte y comunicación.
Las políticas públicas constituyen un elemento fundamental  para comprender la organización del espacio, ya que forman el marco legal que posibilita la articulación de la acción y gestión del territorio. El análisis del mismo sugiere una compleja superposición de disposiciones con ingerencia en las distintas jurisdicciones (Nacional, Provincial y Municipal). Sólo en referencia a los puertos y vías navegables se puede citar el decreto de desregulación 2284/91, el decreto 866/95 que otorgó a la Subsecretaría de Puertos y vías navegables la privatización y/o concesión de los puertos, servicios portuarios y vías navegables. A partir de él, el puerto de Campana constituye un caso especial dentro de la Administración de Puertos de la Provincia de Buenos Aires (APB), ya que depende de la Delegación Paraná Inferior, pero sus puertos están totalmente privatizados (con excepción de la Terminal DEPSA, concesionada), por lo tanto gozan de un régimen distinto al de otros Consorcios o Delegaciones provinciales. Por su parte, la Prefectura Naval Argentina ejerce el servicio de Policía de Seguridad de las vías navegables. Desde el 2002 está prevista la entrada en vigencia de la nueva Ley General de Puertos (nacional).
En cuanto a la construcción de la competitividad en el espacio campanense se tomó como punto de partida la teoría enunciada por Porter, y se consideraron, los cuatro componentes de las ventajas competitivas: la dotación de factores (básicos y de avanzada), la conglomeración y productividad, las estrategias empresariales y las condiciones de la demanda. Cada una de estas variables dimensionales da lugar a un análisis que deriva en un conjunto de conclusiones.
A efectos de citar una de las variables más significativas, como ejemplo, en lo que hace a la Conglomeración y productividad, ambos rasgos han sido atractivos importantes para la radicación de industrias. En 1949 se instaló en la ciudad de Campana la metalurgia Cometarsa, y que en 1954, Agustín Rocca fundó aquí una de las más grandes y modernas fábricas de caños de acero sin costura del mundo SIDERCA. Desde 1952 se instalaron, sucesivamente diversas empresas, más recientemente, se radicó PECOM (ex PASA), se instaló Scrapservice (1999) y Cementos Minetti (2000). Se ha dado un aumento relativo de personal ocupado de 0,2 %, en 1954, a 0,8 % en 1985, según la estimación porcentual realizada sobre el total del sector manufacturero del país, a través de los censos industriales. Pero en el último período intercensal se observa que disminuye la cantidad de obreros empleados.
La presencia de pocos establecimientos, de gran envergadura, con gran número de personal, constituye un rasgo característico del perfil de Campana. El sector siderúrgico en Campana concentra, entre 1985 y 1995, el mayor porcentaje de personal ocupado, con más del 50 %, aunque la concentración se establecimientos sigue siendo el mayor (1,1 sobre el número total), representados por Siderca y Cometarsa. El otro sector industrial de gran importancia es el químico (incluyendo al petroquímico) que ocupa el 20,3 % de la mano de obra, pero que produce más del 50 % del V.B.P. No se halla muy diversificado, está representado por empresas tradicionales como ESSO, Carborundum, Solpetrol, Cabbot, PECOM, etc.
Además, en lo que se refiere a las estrategias empresariales, el análisis del caso Siderca, la empresa con mayor tradición (“la Empresa”) en el Partido, se presenta como paradigmático, dada su participación en la vida de la ciudad, como  parte de un modelo al estilo fordista hasta fines de los ’70. En los ’90, Techint, el conglomerado que agrupa a Siderca, desarrolló un amplio espectro de Alianzas Estratégicas a nivel mundial.
Durante la primera parte del decenio aumentó las ventas en Latinoamérica, en especial con Venezuela. También se incrementaron las ventas a China, Medio Oriente, sudeste asiático y Africa. Firmó un intercambio de acciones con SIAT y tubos Confab, el mayor productor brasilero de tubos soldados con presencia en el MERCOSUR. En 1992/93 adquirió parte del control en Tubos de Aceros México SA (Tamsa) lo que le permitió lograr su presencia en el NAFTA, fortalecida por la planta de tubos de acero sin costura Algoma Steel en Canadá, de fines del 2000. En 1996 completó una Alianza con Siderca, Tamsa y Dálmine (su socia italiana en al UNIÓN EUROPEA). Su presencia internacional se vio reforzada con un joint venture con la compañía NKK Tubes, en Japón. A su vez, en el ámbito nacional Techint adquirió SOMISA (1992). El proceso de internacionalización del Conglomerado se tradujo también en un cambio de nombre (rebranding), pasando a llamarse, desde diciembre de 2001 Grupo Tenaris, lo que significó el inicio de una nueva etapa para el grupo. Abarca hoy ocho empresas: SIAT, Siderca (Arg.), Tavsa (Venezuela), Confab (Brasil), Tamsa (México), Algoma Steel (Canadá), Dálmine (Italia) y NKK Japón.
Con respecto a los problemas socio-espaciales que emergen en el partido, como efecto de las transformaciones que este sufre, producto del proceso de globalización económica que exige competitividad, se han abordado sólo algunos de los más desatacados, en relación con el perfil productivo presente. Estos son: conflictos medioambientales (derivados de la concomitancia del uso residencial e industrial), el desempleo creciente, (derivado de la conflictiva relación entre competitividad y ocupación), y por último, aunque no por menos importante, los que acompañan a la Participación de la sociedad  en la Gestión del Espacio, proceso incipiente y difícil de materializar.
Frente al corrimiento de funciones que ha experimentado el Estado (producto de la modernización del Estado de los ’90), adquiere importancia la iniciativa privada y la denominada “participación social”. Los estados locales debieron agrandar su capacidad de gestión. Por su parte, los capitales requieren de una redefinición del Municipio mediante la elaboración de lo que suele calificarse como política de marketing.
El proyecto del Plan de Desarrollo Estratégico  de Campana, denominado “Soñar Campana”, se ajusta a estos requerimientos y transformaciones. Se inició en octubre de 1998, con el análisis de fortalezas y debilidades como condiciones propias del Municipio y el planteo de oportunidades y amenazas a partir del análisis externo, en un estudio acerca del posicionamiento regional e internacional del Municipio. La iniciativa para llevar a cabo el Plan fue tomada por Siderca y canalizada por Fundes Argentina (fundación de Rocca-Techint). Para dicho Plan fueron convocados representantes activos de un amplio espectro de la comunidad, que incluyó desde el gobierno local, pasando por entidades privadas de prestigio, hasta los representantes de las asociaciones vecinales.
 
3.5. Algunas conclusiones.
En un marco de decisiones cada vez más complejo es necesario el planteo de distintos niveles espaciales de análisis de la competitividad: ►el Municipio de Campana, como unidad administrativa de base (para la gestión); ►la microrregión Zárate-Campana como unidad con cierta operatividad para algunas gestiones (CICACZ, Plan Estratégico); ►el Estado Nacional como marco para viavilizar la gestión de los grandes capitales; ►el Mercosur como ámbito de base para el salto hacia el Sistema Mundial; finalmente ►el espacio global como esfera de ingerencia de actores locales y como contexto condicionante de decisiones locales
El territorio es considerado como un conjunto que interactúa y a la vez compite con otros territorios. Por ello, entre los elementos de análisis que se han aportado para evaluar el grado de competitividad de Campana, se pueden señalar: ► Los cambios recientes en el espacio, en la infraestructura (terminales portuarias...) y la implementación de nuevos marcos legales. ►Los atributos generados hacia el interior de las empresas (la renovación tecnológica, la constitución de alianzas estratégicas...) ►La identificación de conflictos medio ambientales generados por el uso dominante del suelo, plantas industriales de alto impacto ambiental. ► La observación de la aceleración del ritmo requerido por las exigencias de la competitividad en relación con las  actividades de comercialización. ► El agravamiento de conflictos socio-espaciales (desempleo, precarización laboral, déficits de infraestructura sanitaria...)
El logro de la competitividad territorial es, por lo observado hasta aquí, un logro parcial que abarca a un sector de la sociedad y que, por lo tanto, repite los esquemas de la escala Nacional. Además, se pondría en duda la aplicación del concepto de “distrito industrial”, ya que la presencia de algunas empresas del Partido pueden poner en peligro la supervivencia del distrito por representar ellas una importante proporción de la supuesta “masa crítica” del distrito.
Una conquista aparentemente interesante es el diseño de los planes de Desarrollo Estratégico (Soñar Campana) con participación de la sociedad, sin embargo surgen interrogantes genuinos acerca de su efectividad y continuidad. entre ellos.
 
4. LA TRASPOSICIÓN DE CONCEPTOS EN LA PRÁCTICA DOCENTE. (ver cuadro final)
Deseo dejar en claro que comparto la preocupación cotidiana de las aulas que trasciende el saber científico y la trasposición didáctica. Pero esta es una oportunidad para repensar el proceso de conceptualización  que subyace a la enseñanza y resignificar los contenidos de todos los días, en un intento de que la realidad pase por el aula y no nos aplaste en ella.
La complejidad de la realidad resulta muy difícil de aprehender con sus múltiples aspectos en el contexto del proceso de aprendizaje en el aula. La dificultad para lograr la perspectiva de las distintas escalas se manifiesta en todos los niveles de la enseñanza, aún en los cursos superiores de nivel terciario en que resulta difícil organizar el caos de variables presentes en la propia realidad.
Por su parte, el aula cuenta con su propia cotidianeidad, y cada vez es más frecuente la diversidad de los propios alumnos que reflejan la fragmentación característica de los procesos globales (por no considerar también la de los docentes) en el propio ámbito escolar.
Se debe tener cuidado con el recorte del saber que se realiza, para que el conocimiento mantenga su validez. Se ambiciona lograr con los alumnos la aplicación de distintas escalas de análisis a un mismo fenómeno, pero no hay que olvidar que el andamiaje con el que cuentan los alumnos es más esquelético que el del docente para la construcción del conocimiento y, en todo caso, es necesario proporcionar nuevas herramientas para lograr nuevas conceptualizaciones.
Para explicar la realidad y fundamentar su complejidad socio-espacial en un recorte territorial, se seleccionan algunas variables representativas y significativas. Muchas veces se dejan de lado algunas de ellas, que luego  emergen en el aula, y que es necesario recoger para evitar conceptualizaciones erróneas.
Cabe preguntarse por qué enseñar estas cosas y no otras, cómo aprenden mejor los alumnos, qué cosas son fundamentales de la materia para explicar mejor el mundo cotidiano y comprender las nuevas expectativas sociales. [7]
La trasposición del concepto de organización del espacio como proceso de dimensiones espaciales, socio-económicas y políticas; así como la trasposición del concepto de construcción de la competitividad, permiten estructurar variados  ejes temáticos en los diferentes años del nivel medio. A su vez, el abordaje de un estudio de caso es una estrategia habilitante para lograr la trasposición. A continuación se citan algunos ejemplos.
Entre los contenidos conceptuales de 5º año, es posible plantear el MERCOSUR como una megarregión en la cual se juega la construcción dinámica de la competitividad territorial, en relación con mecanismos que se deducen del contexto global. De aquí que, transferidos del estudio de caso que ha sido objeto de investigación, el conocimiento enseñado puede nutrirse de conceptos claves tales como: dimensiones de la globalidad, superposición de racionalidades que reconocen distintas escalas espaciales (local, estatal, global), balanza comercial y endeudamiento, economías regionales y megarregión, infraestructura e inserción económica regional. La focalización en el estudio de la infraestructura energética (como caso), puede ser una posibilidad para la práctica.
Entre los contenidos conceptuales de 4º año, es posible plantear la problemática de las inundaciones de la pampa deprimida estructurada como proceso de transformación dinámica del espacio resultante de factores naturales inmediatos y factores naturales mediatos (que exceden los límites jurisdiccionales de la Nación), pero también como resultante de transformaciones de las estructuras económicas y decisiones geo-políticas. De allí que este proceso de organización del espacio puede analizarse mediante conceptos claves tales como: balance hídrico y problemas medioambientales trasnacionales, manejo interjurisdiccional de los recursos hídricos, agriculturización de la pampa, terciarización de actividades productivas, inserción regional en el mercado internacional, empresas trasnacionales y pools de siembra... Como se puede observar, los conceptos claves están atravesados por una encrucijada que aborda distintas escalas espaciales de análisis, pero que además marca un proceso de construcción de escala temporal en un territorio que interactúa y a la vez compite con otros territorios.
Entre los contenidos conceptuales de 3º año, el proceso de transformación del espacio puede verse, por ejemplo, en la diferenciación de los espacios rurales en América Latina, abordándose, en ese caso, conceptos claves tales como estructuras agrarias, comercialización e inserción en el comercio internacional, recursos naturales y valoración histórica de los mismos (desde las metrópolis y desde los propios estados), intensividad de mano de obra, sociedad y calidad de vida, técnicas de apropiación de los recursos y grado de desarrollo. Sin duda, la relación naturaleza –sociedad debe ser enfocado desde una valoración histórica de los recursos, que implica la escala local, regional, nacional y subcontinental (pensando en América Latina) que acompañó la diferenciación de grados de desarrollo logrado en dicha América. El estudio de caso del manejo de un recurso como las plantaciones de coca en el marco de las economías de plantación, pueden ser válidos para acercar y profundizar los conceptos enunciados.
Entre los contenidos conceptuales de 2º año, el grado de competitividad logrado por un territorio como el de la cuenca Renana, enfocado a su vez como un estudio de caso en la transformación de un espacio marcadamente industrial, permite observar el interjuego de escalas de análisis en lo relativo a los actores e instituciones jurídico-económicas allí involucradas; y a su vez posibilita la comprensión del manejo interjurisdiccional del recurso hídrico. Conceptos tales como: manejo interjurisdiccional de recursos, contaminación trasnacional, modernización del espacio, procesos de urbanización y terciarización de las industrias pueden ser tomados como claves.
Finalmente, entre los contenidos conceptuales de 1º año, nuevamente el proceso de transformación del espacio puede estructurar el estudio de una región como la llanura pampeana, para significar conceptos tales como “espacio geográfico”, el ambiente de la llanura templada y la relación población-recursos. En este nivel en particular, y partiendo del conocimiento del alumnado, a pesar de los planteos hechos en los ensayos de diseño curricular para la Ciudad de Buenos Aires, considero (y esta vez en primera persona) bastante dificultoso la aplicación de distintas escalas de análisis como una metodología aprehensible por parte de los alumnos.
Los ejemplos citados parten de la aplicación de la currícula vigente aun hoy en la Jurisdicción de Ciudad de Buenos Aires, pero pueden repensarse para nuevos recortes territoriales, siguiendo los conceptos estructurantes y desprendiendo, a partir de ellos, un conjunto de variables que se constituyan en conceptos clave.
La experiencia indica que no hay por qué subestimar la capacidad de análisis y de incorporación de conceptos de los adolescentes, pero la práctica señala también, según los grupos, según predomine en ellos su homogeneidad o (en la mayoría de las veces) su heterogeneidad, los ritmos que podemos ir dando a la construcción grupal del conocimiento, que implicará, a su vez, distintos grados de construcción  y resignificación de carácter individual.

 

 

ALGUNOS CONCEPTOS Y CRITERIOS PARA LA TRASPOSICIÓN DIDÁCTICA

 

 

 

 

 

 

 


 

                       

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 
CARTOGRAFÍA PARA EL ESTUDIO DE CASO
 

 

CARTOGRAFÍA PARA EL ESTUDIO DE CASO

PARTIDO de CAMPANA.

Localización y límites.

 

 

1)                   Santa lucía

2)                   San Cayetano

3)                   San Felipe

4)                   Barrios Unidos

5)                   Las Acacias

6)                   9 de Julio

7)                   Dalera

8)                   Ariel del Plata

9)                   Las Campanas

10)               Las Praderas

11)               Country El Bosque

12)               Las Colinas de Otamendi

13)               San Jacinto

14)               Lubo

15)               La Argentina

16)               La Esperanza

17)               Municipal

 

PUERTOS.

Fuente: Soñar Campana.