Inicio > Mis eListas > elmistico > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 16231 al 16260 
AsuntoAutor
Latín -leer =?UTF-8?
NUESTRA MISION DE =?UTF-8?
procura escucharlo Mayte Ma
Happy 2013 elmisti Xuxep H
RE: Happy 2013 elm Xuxep H
RE: procura escuch Xuxep H
Re: El Punto Negro Můnica R
Re: El Punto Negro =?utf-8?
COLECCIÓN DE LIBRO =?UTF-8?
*******MED ITACIÓN Carlos M
Re: De paso. jesus he
Italiamia11.pps =?UTF-8?
RE: Italiamia11.pp jmt
EL CANTO DE LA GRU Dubi Ta
RE: EL CANTO DE LA Xuxep H
Re: EL CANTO DE LA gatovanc
Re: EL CANTO DE LA Joel Rod
RE: EL CANTO DE LA Xuxep H
Re: EL CANTO DE LA rosalind
SAN MALAQUÍAS Y EL Dubi Ta
De Lao Tse Dubi Ta
Re: Gente toxica Javicho
Re: De Lao Tse =?utf-8?
Re: Gente toxica patricia
Qué nos perturba? =?UTF-8?
reenvio. :) =?UTF-8?
Dar =?UTF-8?
No te ates, Tony d =?UTF-8?
Re: No te ates, To Joel Rod
Hay un camino mas Mariadel
 << 30 ant. | 30 sig. >>
 
El Mistico
PŠgina principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 16297     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:Re: [elmistico] No te ates, Tony de Mello
Fecha:Miercoles, 20 de Febrero, 2013  13:51:01 (+0000)
Autor:Joel Rodriguez <joelrodcruz29 @.....es>

gracias


De: ‚ú¿.‚ÄĘDuő≤raska‚ÄĘÔĹ•‚ú¿ <oyinokan@gmail.com>
Para: el-adagio@googlegroups.com; elmistico@elistas.net; Frases-y-textos@googlegroups.com
Enviado: Martes 19 de febrero de 2013 20:23
Asunto: [elmistico] No te ates, Tony de Mello


No te ates
Tony de Mello
 
 

¬¿Qu√© hace falta para despertarse? No hace falta esfuerzo ni juventud ni dis¬≠currir mucho. S√≥lo hace falta una cosa, la capacidad de pensar algo nuevo, de ver algo nuevo, de ver algo nuevo y de descubrir lo desconocido. Es la capa¬≠cidad de movernos fuera de los esque¬≠mas que tenemos. Ser capaz de saltar sobre los esquemas y mirar con ojos nuevos la realidad que no cambia.

El que piensa como marxista, no piensa; el que piensa como budista, no piensa; el que piensa como musulm√¡n, no piensa... y el que piensa como cat√≥lico, tampoco piensa. Ellos son pensados por su ideolog√≠a. T√ļ eres un esclavo en tanto y en cuanto no puedes pensar por encima de tu ideolog√≠a. Vives dormido y pensado por una idea. El profeta no se deja lle¬≠var por ninguna ideolog√≠a, y por ello es tan mal recibido. El profeta es el pionero, que se atreve a elevarse por encima de los esquemas, abriendo camino. 
La Buena Nueva fue rechazada por¬≠que no quer√≠an la liberaci√≥n personal, sino un caudillo que los guiase. Tememos el riesgo de volar por noso¬≠tros mismos. Tenemos miedo a la li¬≠bertad, a la soledad, y preferimos ser esclavos de unos esquemas. Nos ata¬≠mos voluntariamente, llen√¡ndonos de pesadas cadenas, y luego nos queja¬≠mos de no ser libres. ¬¿Qui√©n te tiene que liberar si ni t√ļ mismo eres cons¬≠ciente de tus cadenas?

Las mujeres se atan a sus maridos, a sus hijos. Los maridos a sus mujeres, a sus negocios. Todos nos atamos a los deseos y nuestro argumento y justifi¬≠caci√≥n es el amor. ¬¿Qu√© amor? La rea¬≠lidad es que nos amamos a nosotros mismos, pero con un amor adulterado y raqu√≠tico que s√≥lo abarca el yo, el ego. Ni siquiera somos capaces de amarnos a nosotros mismos en libertad. Entonces, ¬¿c√≥mo vamos a saber amar a los dem√¡s, aunque sean nuestros es¬≠posos o nuestros hijos? Nos hemos acostumbrado a la c√¡rcel de lo viejo y preferimos dormir para no descubrir la libertad que supone lo nuevo. 
  
Lo peor y m√¡s peligroso del que duerme es creer que est√¡ despierto y confundir sus sue√Īos con la realidad. 
 
No confundas los sue√Īos 
Vosotros est√¡is dormidos porque, si no, ya no necesitar√≠as venir a este cur¬≠so. Si ya lo vierais todo con ojos nue¬≠vos, ya no necesitar√≠ais venir a desper¬≠taros. Pero, si sois capaces de recono¬≠ceros dormidos, ser conscientes de que no est√¡is despiertos, ya es un paso. Pues lo peor y m√¡s peligroso del que duer¬≠me es creer que est√¡ despierto y con¬≠fundir sus sue√Īos con la realidad. Lo primero que necesit√¡is para despertar, es saber que est√¡is durmiendo y est√¡is so√Īando.

La religi√≥n es una cosa buena en s√≠, pero en manos de gente dormida pue¬≠de hacer mucho da√Īo. Y lo podemos ver muy claramente por la historia de una religi√≥n que, en el nombre de Dios, cometi√≥ tantas barbaridades creyendo que hac√≠a el bien. Si no sabes emplear la religi√≥n en esencia, en libertad, sin fanatismos ni ideolog√≠as de un color u otro, puedes hacer mucho da√Īo y, de hecho, se sigue haciendo.

Para despertar hay que estar dispues¬≠to a escucharlo todo, m√¡s all√¡ de los cartelitos de buenos y malos, con receptividad, que no quiere decir credu¬≠lidad. Hay que cuestionarlo todo, aten¬≠tos a descubrir las verdades que puede haber, separ√¡ndolas de las que no lo son. Si nos identificamos con las teo¬≠r√≠as sin cuestionarlas con la raz√≥n -y sobre todo con la vida- y nos las tra¬≠gamos almacen√¡ndolas en la mente, es que seguimos dormidos. No has sabi¬≠do asimilar esas verdades para hacer tus propios criterios. Hay que ver las ver¬≠dades, analizarlas y ponerlas a prueba, una vez cuestionadas. 
"Haced lo que os digo", dice Jes√ļs. Pero no podremos hacerlo si antes no nos transformamos en el hombre nue¬≠vo, despierto, libre, que ya puede amar.

"Aunque diera todo a los pobres, y mi cuerpo a las llamas -dice Pablo¬≠, ¬¿de qu√© me servir√≠a si no amo?" Este modo de ver de Pablo se consigue vi¬≠viendo, y este modo de ser nace de es¬≠tar despierto, disponible y sin enga√Īos.

Cuando la relaci√≥n entre amigos no funciona lo bien que t√ļ quisieras, pue¬≠des aliviarla. Puedes pararte y comen¬≠zar una tregua, pero si no has puesto al aire las premisas que est√¡n debajo, el problema sigue en pie, y seguir√¡ gene¬≠rando sentimientos negativos.
 


 
El alma que hablar puede con los ojos
también puede besar con la mirada.
 
Si queres conocer la verdad no des ninguna opinión.
Ni a favor ni en contra.
Porque la lucha entre lo que a uno le gusta y lo que le
 disgusta es la enfermedad de la mente.




--
**********************************************
 ‚ÄúEn el crep√ļsculo de la memoria
volveremos a reunirnos,
volveremos a hablar juntos,
y cantar√©is para m√≠ un canto m√¡s profundo,
y si vuestras manos vuelven a encontrarse en otro sue√Īo,
construiremos otra torre en el cielo‚ÄĚ

Khalil Gibran

www.el-adagio.blogspot.com
**********************************************