Inicio > Mis eListas > elmistico > Mensajes

 Índice de Mensajes 
 Mensajes 14851 al 14880 
AsuntoAutor
DESCARGA NOVELAS G Gonzalo
RE: DESCARGA NOVEL Alejandr
FW: urgente ethel do
=?utf-8?B?UmU6IFtl Marcelo
FW: Me gus tó ethel do
FW: Ojo co n los p dulce ma
FW: : YIYI AHI VA ethel do
Fw: CARGAR EL Isabel R
El poder de la int Isabel R
RE: El poder de la Elide Co
Luz del Alma - Rev Ver髇ica
RE: Luz del Alma - jose rom
El Facebook del se GRISELDA
FW: Si tenes uno d ethel do
RE: FW: Rv: Muerte Daniel A
FW: ESTAMO S DESES ethel do
una historia envic cesar en
FW: urgente, hay q ethel do
Re: LA VÍA LÁCTEA moisesna
DESDE EL UTERO COS RAMIRO L
Re: DESDE EL UTERO mercedes
Re: DESDE EL UTERO moisesna
Por los mensajes f vhvillac
RE: Por los mensaj Elide Co
RE: Por los mensaj Vivian K
RE: Por los mensaj Victor S
Re: Por los mensaj vhvillac
RE: Por los mensaj Vivian K
FW: Por los mensaj luis enr
RE: Por los mensaj FRITZ CH
 << 30 ant. | 30 sig. >>
 
El Mistico
P醙ina principal    Mensajes | Enviar Mensaje | Ficheros | Datos | Encuestas | Eventos | Mis Preferencias

Mostrando mensaje 14873     < Anterior | Siguiente >
Responder a este mensaje
Asunto:=?utf-8?B?UmU6IFtlbG1pc3RpY29dIEZXOiBBIEtpcmNobmVyIGxvIG1hdMOzIGVsIG1p?= =?utf-8?B?ZWRvLmh0bQ==?=
Fecha:Martes, 2 de Noviembre, 2010  06:33:05 (+0000)
Autor:Marcelo Parodi <marcelomarpa @.....es>

Un tanto facista este mail.


--- El lun, 1/11/10, ethel don <ethel_unica@hotmail.com> escribi贸:

De: ethel don <ethel_unica@hotmail.com>
Asunto: [elmistico] FW: A Kirchner lo mat贸 el miedo.htm
Para: carlosedavoli@hotmail.com, "elmistico@elistas.net" <elmistico@elistas.net>, "liliana haydee gutierrez" <lily227@hotmail.es>, osqui58daniel@yahoo.com.ar
Fecha: lunes, 1 de noviembre, 2010 21:25


 

From: eldy-2008@live.com.ar
Subject: FW: A Kirchner lo mat贸 el miedo.htm
Date: Mon, 1 Nov 2010 10:59:34 -0300


 

From: sastre.mariaines1@gmail.com
To: eldy-2008@live.com.ar; mariaq@live.com.ar; jorgeosvaldo@hotmail.com; monica.professione@gmail.com; angelsastre@fibertel.com.ar
Subject: Fw: A Kirchner lo mat贸 el miedo.htm
Date: Mon, 1 Nov 2010 09:57:44 -0300

 
----- Original Message -----
Sent: Sunday, October 31, 2010 9:42 PM
Subject: A Kirchner lo mat贸 el miedo.htm


 

Director: Carlos T贸rtora                            Editor: Guillermo Cherashny

 

 

 

 

31.10.2010 | Pol铆tica | Por: Enrique Arenz

 

A Kirchner lo mat贸 el miedo (y Moyano le dio el tiro de gracia)

Descripci贸n: http://www.informadorpublico.com/images/enrique_arenz.jpg

 

 

 

 

Las personalidades como N茅stor Kirchner no se enferman por la acci贸n, las peleas, las intrigas, las crispaciones cotidianas y la hiperactividad. Al contrario, disfrutan cuando humillan y someten a los dem¡s, aplastan a sus enemigos y consiguen sus objetivos. Lo que los enferma es el fracaso, la ca铆da, la derrota inesperada, la debilidad del poder, el morder el polvo una y otra vez.

Mientras N茅stor Kirchner logr贸 materializar sus ambiciones, someter a la incondicionalidad a sus adl¡teres y atropellar con 茅xito a sus adversarios y enemigos, vendi贸 salud, fue feliz y se notaba que disfrutaba de su posici贸n dominante.

Oblig贸 al comandante del Ejercito a descolgar un cuadro, ech贸 al obispo castrense sin consultar al Papa, mand贸 a encarcelar a cientos de oficiales sin derecho al arresto domiciliario por edad avanzada o enfermedad, aument贸 una y otra vez las jubilaciones m铆nimas mientras postergaba arbitraria e injustamente las escalas superiores, someti贸 a gobernadores e intendentes, transform贸 en poderosas empresarias a las madres de Plaza de Mayo y entreg贸 las calles a piqueteros y movimientos sociales subvencionados con dinero p煤blico. Pero por sobre todo supo multiplicar milagrosamente su propia fortuna personal.

Todo le sal铆a bien. Hasta el extremo de idear una manera de burlar la Constituci贸n poniendo a su esposa como sucesora para poder ocupar varios turnos presidenciales mediante esa alternancia artificial. No tuvo escr煤pulos al ordenar la adulteraci贸n de las estad铆sticas del INDEC, no tuvo freno al meter la mano en las reservas del Banco Central, ni al manotear los recursos de la Anses ni al provocar una inflaci贸n que empobrece d铆a a d铆a a los pobres y arrastra a muchos a la indigencia. Hizo lo que se le dio la gana.

Pero un d铆a las cosas comenzaron a salirle mal. El primer aviso fue aquella inesperada manifestaci贸n masiva convocada por Juan Carlos Blumberg contra la inseguridad de la que ni 茅l ni su esposa jam¡s se preocuparon. Despu茅s vino la valiente resistencia de los ruralistas contra el intento de aumentar abusivamente las retenciones, los cacerolazos en los centros urbanos, el rechazo popular al discurso enervante que planteaba el conflicto permanente y se negaba al di¡logo negociador, y, finalmente, el demoledor voto no positivo del vicepresidente Cobos, una verdadera cat¡strofe.

Y a partir de ese traspi茅, una catarata de fiascos y frustraciones: el enfrentamiento con la Iglesia, que le cost贸 el alejamiento de vastos sectores cat贸licos; el conflicto con Uruguay, que termin贸 con una sentencia internacional contraria a la Argentina; la derrota electoral de 2008 con el oprobio de las listas testimoniales; la valija venezolana, las denuncias de Graciela Oca帽a sobre la mafia de los medicamentos (mafia tolerada por el gobierno, por eso se tuvo que ir la ministra), la guerra contra el periodismo independiente que publicaba tapas, investigaciones, denuncias y opiniones que disgustaban al matrimonio, guerra que epilog贸 con el papel贸n incre铆ble de la falsa denuncia contra la empresa Papel Prensa, y por 煤ltimo, la frustrada arremetida contra la Justicia 鈥渄elivery鈥, los jueces 鈥渃autelares鈥 y la Corte Suprema de Justicia (que hab铆a sido nombrada 鈥減ara otra cosa鈥, seg煤n reconoci贸 el Secretario Legal y T茅cnico de la presidencia), Corte Suprema cuyos dignos y probos ministros, a pesar de los insultos, las presiones y las amenazas, fallaron como ten铆an que fallar en tres causas fundamentales (tres pu帽aladas para el coraz贸n sensible de N茅stor): la extradici贸n del terrorista chileno Apablaza, la reposici贸n del procurador echado por Kirchner en Santa Cruz y la confirmaci贸n de la suspensi贸n del art铆culo de 鈥渄esinversi贸n鈥 de la Ley de Medios (hecho a medida para fulminar a Clar铆n).

A todo esto, las encuestas alambicadas de los analistas m¡s complacientes le daban una ca铆da libre en la intenci贸n de voto de la gente, le advert铆an la virtual imposibilidad de llegar al 40% en la primera vuelta en un proceso considerado irreversible, y por lo tanto la imposibilidad de la reelecci贸n de Cristina o la elecci贸n de N茅stor en el 2011.

Scioli, oportunista y ventajero (pero no cobarde), lo culp贸 solapadamente de la inseguridad en la provincia haciendo trascender que ten铆a las manos atadas. 鈥溌¿Qui茅n le ata las manos, gobernador?鈥, bram贸 Kirchner fuera de s铆 en una tribuna mir¡ndolo a Scioli con la cara contra铆da por el descontrol y la furia.

Y esa afrenta le permiti贸 al 鈥渟angre de horchata鈥 dar se帽ales de vaporosa independencia, poner condiciones a su asistencia al 煤ltimo acto en Santa Cruz y hasta admitir p煤blicamente que podr铆a ser candidato a presidente. Varios intendentes se soliviantaron y algunos gobernadores se atrevieron a hablar 鈥渄el futuro del Justicialismo鈥 nada menos que con Duhalde.

Ah铆 Kirchner tuvo su ante煤ltimo episodio vascular.

Se produjo el asesinato del joven militante del PO, y cuando el gobierno intent贸 tirarle el muerto a Duhalde apareci贸 en los odiados diarios la foto del presunto asesino abrazado con los ministros Boudou y Sileone, en una pe帽a exclusiva y rigurosamente kirchnerista.

Pero mientras estas atroces derrotas se produc铆an y debilitaban su menguante poder, los jueces federales mov铆an parsimoniosamente los expedientes de incontables denuncias de corrupci贸n que acorralan a los m¡s cercanos colaboradores de los Kirchner. N茅stor sab铆a que cuando ya no estuviera en el poder tendr铆a que afrontar serias consecuencias penales. No s贸lo 茅l, tambi茅n su esposa y posiblemente su hijo, que es el administrador de la fortuna familiar y como tal debe de saber mucho sobre el arte de comprar terrenos fiscales baratos y venderlos caros. El horizonte se le puso muy negro, no ten铆a escapatoria. Por eso fantase贸 con presentarse como candidato a gobernador por Santa Cruz, y dicen (esto no est¡ probado a煤n) que hab铆a comenzado a urdir como 煤ltima escapatoria un pacto de impunidad con Scioli a cambio de designarlo su heredero.

Cuando el ex presidente lleg贸 a Calafate, ya se estaba muriendo. Su poder sin l铆mites, sus proyectos hegem贸nicos, su 鈥渞evoluci贸n鈥 social, su 鈥渕odelo鈥 econ贸mico de acumulaci贸n y "distribuci贸n del ingreso", su capitalismo de amigos disfrazado de Justicia Social, todo, absolutamente todo, se estaba derrumbando. Hasta la composici贸n del Concejo de la Magistratura, que utiliz贸 como amenaza contra algunos jueces vulnerables, cambiar铆a pr贸ximamente dej¡ndolo sin el temible poder de veto.

Ya estaba muriendo, pero le faltaba el tiro de gracia.

Y se lo dio Moyano. El d铆a anterior a su fallecimiento el camionero, exaltado porque tambi茅n se sabe en peligro, habl贸 con Kirchner por lo menos tres veces y le recrimin贸 en duros t茅rminos haberle vaciado la reuni贸n del Consejo Justicialista de la Provincia, a la que pegaron el faltazo los principales dirigentes aparentemente por orden de Kirchner. Claro, Kirchner tambi茅n comprob贸 que Moyano era otro de sus terribles fracasos e intentaba esmerilarlo antes de que levantara demasiado vuelo. Pero ya era tarde.

Los que le cargaron a Moyano este sambenito (que le va a resultar dif铆cil quitarse) aseguran que la discusi贸n fue feroz: Moyano lo amenaz贸, le record贸 que 茅l era el due帽o de la calle y que ya estaba harto de soportar sus maniobras arteras y su autoritarismo. A la ma帽ana siguiente Kirchner estaba muerto.

No muri贸 por patriota ni por ser un gladiador que dio su vida por sus ideales en beneficio del pueblo argentino. No fue un m¡rtir, que prefiri贸 la muerte antes que renunciar a sus convicciones, aunque mucha gente, en el marco de la necrofilia argentina, hoy as铆 lo crea. Fue un ambicioso desmesurado de poder y de dinero, un pol铆tico sin escr煤pulos, sin 茅tica, sin remordimientos, que us贸 la pol铆tica y el poder en su propio beneficio. Y como suele ocurrir con todas las personas como 茅l, que adem¡s est¡n solas y aisladas porque desconf铆an hasta de sus sombras y no aceptan consejos ni opiniones que contradigan sus caprichos y sus locuras, un d铆a la torre que edific贸 se le empez贸 a venir abajo.

Cuando N茅stor tuvo la certeza de que el piso se le ab r铆a bajo sus pies y los de su familia, su coraz贸n no lo soport贸.

En s铆ntesis: a Kirchner lo enferm贸 la seguidilla de fracasos sin retorno, y lo mat贸 el miedo a las consecuencias penales que lo estaban acechando. Y fue Hugo Moyano quien tuvo el dudoso honor de darle el tiro de gracia.

Content copyright InformadorPublico.com. All rights reserved.



 
Consultas recomendadas
ONGs | ONGs para el inmigrante | Regalos | Salud




Crea tu propia Red Social de Noticias
O participa en las muchas ya creadas. ¡Es lo 煤ltimo, es 煤til y divertido! ¿A qu茅 esperas?
es.corank.com
--------------------------------------------------------------------- 
Tu direcci贸n de suscripci贸n a este bolet铆n es marcelomarpa@yahoo.es 
Para darte de baja, env铆a un mensaje a elmistico-baja@eListas.net 
Para obtener ayuda, visita http://www.eListas.net/lista/elmistico 
participa del E-groups de El Mistico para conocernos un poco mejor entrando aqui http://www.facebook.com/group.php?gid=60007916533 
o simplemente visita http://www.elmistico.com.ar para alimentar tu espiritu... 





Crea tu propia Red Social de Noticias
O participa en las muchas ya creadas. ¡Es lo último, es útil y divertido! ¿A qué esperas?
es.corank.com